RESUMEN DE LA JORNADA


programamuestra4

 

 

13:00     Apertura y presentación de las jornadas

15:00 – 15:30    Descanso con Catering

  • “El Derecho a la Salud de los niños en Bissau” – AIDA
  • Proyectos “Embarazo Saludable” y “Tele-microscopía” – EHAS

16:10     Mesa redonda

16:30     Cierre Jornada

  

Las jornadas 2016 del Programa de Derechos Humanos de la Universidad Rey Juan Carlos tuvieron su sesión final en el Campus de Alcorcón el día 7 de abril, Día Mundial de la Salud. Coincidiendo con esta celebración, “El acceso a servicios básicos como Derecho Humano” se centró en esta ocasión precisamente en el Derecho a la Asistencia Sanitaria en países en desarrollo, orientándose además al alumnado de Ciencias de la Salud de ese campus.

Como en las jornadas anteriores, la presentación de esta jornada final corrió a cargo de su coordinador y profesor de la ETSIT de URJC, Andrés Martínez, que dio paso a las ponencias y presentó la exposición fotográfica que las acompañó. En la apertura de la sesión éste señaló que el derecho a la salud, reconocido en tratados internacionales y constituciones de todos los países del mundo, implica que los gobiernos deben crear las condiciones que permitan a todas las personas vivir lo más saludablemente posible, ofreciendo una atención sanitaria oportuna, aceptable, asequible y de calidad satisfactoria. Poniendo la vista en las áreas con menos recursos donde se ejecutan los proyectos que se presentaron a lo largo de la jornada, resulta manifiesto que la salud es uno de los condicionantes fundamentales en la lucha contra la pobreza, y que por tanto garantizar una asistencia sanitaria de calidad es una cuestión de justicia social que implica además fortalecer el empoderamiento de las comunidades y su participación en los procesos de desarrollo.

Las primeras iniciativas que protagonizaron la jornada apuestan por el emprendimiento social para cubrir necesidades de salud en zonas pobres. Se trata de proyectos apoyados por Ashoka, la mayor red internacional de emprendedores sociales, que fueron presentados como en la segunda de las jornadas por Conchi Gallego, la Responsable de coordinación y dinamización de la red local de emprendedores locales. “Antenas por los niños” es un proyecto de tratamiento infantil que consiste en dar terapia a menores a través de un personaje llamado Antenas.
Julia Borbolla, psicóloga infantil y emprendedora de Ashoka, es la creadora de este personaje animado y computarizado, que logra que los niños hablen de temas que no lograrían tocar con un adulto. La otra de las iniciativas presentadas fue “Turma do Bem”, una apuesta de Fábio Bibancos por la promoción y accesibilidad a tratamientos odontológicos para las comunidades sin recursos.

A continuación la Fundación Recover tomó la palabra mostrando su trabajo desde 2007 por una asistencia sanitaria de calidad asequible que llegue a las poblaciones vulnerables de África, extendiendo una red de hospitales sin ánimo de lucro y autosostenibles. Nery Villalobos y Christine Kenmegne, dos de las personas que trabajan en sus proyectos tanto desde la sede en Madrid como en el propio terreno, mostraron las claves que sostienen la apuesta de Fundación Recover: fortalecimiento de las infraestructuras hospitalarias, formación y apoyo técnico continuado al personal de salud, aprovechamiento del potencial de las TIC para compartir conocimiento entre personal sanitario de España y África y la evacuación de pacientes y traslado a España para recibir tratamiento avanzado o especializado. La intervención de Christine Kenmegne, enfermera de un hospital hermanado por Recover en Camerún, fue especialmente valiosa al acercar a los y las estudiantes de la URJC su experiencia en primera persona abordando la situación de salud de su región con el apoyo ofrecido por la Fundación Recover.

El esfuerzo de Médicos del Mundo por hacer efectivo el derecho a la salud para todas las personas mediante la atención sanitaria y la denuncia también tuvo su espacio en las jornadas. Tras una aproximación a su apuesta por un cambio social que acabe con las causas políticas, económicas y sociales de cualquier tipo de vulneración del derecho a la salud, Bruno Abarca, médico y coordinador sanitario en terreno, presentó la lucha de esta organización por el derecho a la salud del pueblo saharaui en la que llevan implicados desde 1994. Las condiciones de vida fruto del exilio al que está sometida la población desde hace 40 años afectan directamente a su estado de salud, siendo constantes la malnutrición infantil o infecciones respiratorias y gastrointestinales. Esta situación de vulnerabilidad es abordada por un sistema sanitario público con grandes limitaciones y con apoyo de la ayuda internacional. Así, Médicos del Mundo trabaja en la zona ofreciendo servicios de atención oftalmológica, de salud reproductiva, salud infantil o apoyo para fortalecimiento integral del sistema público de salud saharaui. En trabajo directo en terreno de cobertura de necesidades básicas se refuerza con acciones de incidencia política y de educación para el desarrollo que promuevan la protección del acceso al derecho a la salud.

A continuación María José Blanco, enfermera especialista en pediatría, presentó el trabajo que está realizando la ONGD AIDA-Ayuda, Intercambio y Desarrollo en Guinea Bissau, poniendo el foco en el derecho a la salud infantil. La situación de inestabilidad política y el elevado índice de pobreza del país inciden en el estado de salud de los niños y niñas, ante lo que AIDA ha intervenido mejorando la asistencia médica y socio-sanitaria en el Servicio de Pediatría del Hospital Nacional Simão Mendes. El refuerzo de las capacidades del personal sanitario y el apoyo a la organización y gestión administrativa del servicio han sido dos de las claves fundamentales del proyecto de AIDA. Además, la puesta en funcionamiento de un Centro de Recuperación Nutricional así como de una farmacia autogestionada, la asistencia socio-sanitaria a pacientes cuyas familias carecen de recursos económicos y el despliegue acciones de sensibilización son otras de las apuestas de su trabajo por la mejora de la atención sanitaria infantil.

La última exposición de la jornada por el Día Mundial de la Salud correspondió al proyecto “Embarazo Saludable” que está ejecutando la Fundación EHAS en Guatemala con su contraparte local TulaSalud. Su Director, Andrés Martínez, coordinador de estas mismas jornadas, presentó una iniciativa que lleva desde el 2012 apostando por la innovación puesta al servicio de la salud para reducir la mortalidad materna y neonatal de zonas rurales de Guatemala. La esencia del proyecto es una mochila que incluye un ecógrafo portátil del tamaño de un ordenador junto con un sistema de análisis de sangre y orina con tiras rápidas. Esta mochila es transportada por el personal público de salud que visita las comunidades más aisladas con el objetivo de ofrecer un control de atención prenatal de calidad a las mujeres gestantes, permitiendo a éstas acceder a un servicio equiparable al que tendrían en una zona urbana. Ambas pruebas, examen con ecografía y análisis clínicos, suponen la clave para detectar complicaciones obstétricas y transferir a tiempo a un centro de salud con medios los partos con dificultades, determinante para garantizar una maternidad libre de riesgos a las mujeres.

El cierre de la sesión se realizó como en ocasiones anteriores con una mesa redonda donde se pudieron abordar las cuestiones planteadas por el alumnado. Asimismo, la clausura de las jornadas “El acceso a servicios básicos como Derecho Humano” corrió de nuevo a cargo de su coordinador Andrés Martínez, quien invitó a los participantes a visitar la exposición itinerante que acompañó a las tres sesiones con una muestra de imágenes de los proyectos presentados en los distintos campus.

© Copyright Enlace Hispano Americano de Salud - Designed by Pexeto